¿Azafatas de la compañía Keyt Ryan?

Mientras resuelvo unos cuantas entregas de artículos y más trabajo, recibimos este post invitado de un compañero y amigo que hace un análisis interesante sobre las remediaciones entre la cultura pop y la publicidad. Se llama Daniel Aparicio y es profesor en la Univ. Complutense. Gracias, Dani 🙂

¿Azafatas de la compañía Keyt Ryan? por Daniel Aparicio

Bien es sabido que la publicidad es un modelo comunicativo persuasivo, que informa de la aparición de un producto o servicio tratando de convencer al consumidor para que lo adquiera.

En esta tarea, utiliza recursos creativo de lo más sofisticado (y muchas veces, la mayoría, admirables). Uno de los más habituales es el de recurrir al imaginario colectivo del consumidor para conectar con sus recuerdos más gratos.

Consultando estos días la prensa, me topé con este anuncio de Lufthansa.

luthansa1

Y me saltaron ciertas preguntas: ¿Esa chica rubia? ¿Esa tipología de letras sobre el costado del avión? ¿Ese encuadre? ¿Esa textura de luz y color tan especial? ¿A qué me recordaban?

En seguida conecté: el video clip de Ella elle l’a, de Kate Ryan.

Bravo por los publicistas. Una forma de que el consumidor, al ver el anuncio, conecte con las sensaciones que le provocó uno de los videos del verano pasado. Conductismo puro y duro, vamos, una técnica que la Publicidad sigue manejando con maestría. En este caso, parece clara la conexión entre Kate Ryan (muy del estilo físico de la modelo de la foto), su videoclip (de temática de vuelos placenteros) con la foto y finalidad de Lufthansa (vuele con nosotros).

Quizá exagere, pero aquí os dejo unos pantallazos del clip de Ryan, para los que no quieran “soportarlo” en directo, y una foto de archivo de la propia cantante.

¿Casualidad? ¿Parecido razonable?

luthansa2.luthansa3

0 pensamientos sobre “¿Azafatas de la compañía Keyt Ryan?”

  1. Yo aquí me preguntaría qué fue antes ¿la gallina o el huevo?

    El vídeo y la temática de la canción (por lo menos en recursos visuales) es totalmente publicitario en sí y remite a estereotipos “vintage” de “glamour histórico” del mundo aueronaútico actualizado(sofisiticación, élite, estatus social… “posibles”).

    En la cadena temporal de alimentación publicidad-videoclips, sí estos publicistas han utilizado la inercia de esa temática para su campaña.

    De todas formas, vaya memoria visual. Vaya que sí.

  2. Gran colaborador, gran profesor.

    Comparto la propuesta de asociar música placentera con viajes placenteros.
    Creo que también es conductista la relación que se da entre esa mirada fuera de cámara de la modelo y el precio de venta del billete con una tarifa sorprendentemente baja.
    O entre el tamaño de la modelo y el tamaño del avión que nos lleva a dudar de cuál es el objeto de la propuesta de venta que resulta sorprendentemente baja.

    Un saludo

  3. Viajar en avion, es un agrado, pero puede mejorarse mucho el servicio y el espacio abordo. Me gusta mucho la sensacion cuando uno parte y despega, es como andar en un ferrari cuando parte de cero en la pista de salida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *