Resquicios de libertad

La brecha digital las atraviesa por varias cicatrices: mujeres, con pocos recursos económicos, inmigrantes en su mayoría y además, presas. Por eso, las mujeres de la cárcel de Teixeiro le piden más formación en nuevas tecnologías a su particular rey mago bloguero.

Privadas también de internet, se expresan en Chicass10, el blog que les sirve de puente con el exterior a través del proyecto Nosotras Intramuros. Dicen que las mujeres que escribimos no somos peligrosas, tampoco las que leemos. Ahí queda eso.

0 pensamientos sobre “Resquicios de libertad”

  1. Hace unos días vi una entrevista a Stefan Bollmann que ha escrito “Las mujeres que leen son peligrosas” y “Las mujeres que escriben también son peligrosas”. Tiene muy buena pinta, así que lo sugerí a la biblio de la uni y está de camino 😉

  2. el peligro no es leer… el peligro es pensar… y el pensar es hacer!!! ya se sabe, en teoría, práctica y teoría son lo mismo, en la práctica no!!!

    ciao!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *