Usos educativos de la contrapublicidad

Navegando por ahí he encontrado este fotomontaje que alude a la fotografía supuestamente retocada de Fraga.

Me ha interesado esta imagen, en concreto, por el uso que hace de algunos elementos de contrapublicidad: imita el logo de una conocida clínica de cirugía estética y lo deforma hasta generar un nueva marca, “Corporación Photoshóptica”.

La contrapublicidad supone un nuevo arte de protesta frente a la sociedad de consumo. Toma los referentes iconográficos de los diseños publicitarios y construye nuevos mensajes que contestan a los productos que se publicitan. Algunos de estos fotomontajes son espontáneos y otros suelen estar organizados en campañas desde diversos colectivos (véase Consumehastamorir, por ejemplo).

Desde el punto de vista educativo, la contrapublicidad supone una excelente herramienta para trabajar conceptos de publicidad, comunicación y consumo desde un plano reflexivo y de producción, planteando proyectos artísticos de fotomontajes con sentido crítico. En algunos talleres de producción digital que he conducido, hemos utilizado este tipo de imágenes como motivación para centrar el aprendizaje de las aplicaciones desde un enfoque creativo y no instrumental o de mero cacharreo. Así, escanear, retocar en photoshop, buscar imágenes en internet, editar vídeo digital, etc. adquiere sentido cuando el alumno necesita utilizar esas destrezas para su propia obra. Una buena forma de plantear la actividad puede ser partir de imágenes de contrapublicidad como las de Adbusters, Consumehastamorir o Guerrilla Gráfica para fomentar la creación de nuevos anuncios a partir de publicidades reales (aportando, por ejemplo, revistas en papel para que puedan seleccionar anuncios que les inspiren alguna modificación/contestación/contramensaje).

7 pensamientos sobre “Usos educativos de la contrapublicidad”

  1. si haces algo sobre lo ya creado no es creatividad la contrapublicidad no es mas que un berrinche de alguien molesto que molestado arremete con los cuernos despiadadamente y sin sentido,puede ser gracioso pero no creativo-crear es como hizo el hombre? creo a dios que es el creador de todo o casi todo – otros crearon la rueda y el arte -en los talleres que dirijas dales a tus alumnos mucha estimulacion la van a necesitar estan los cerebros muy apagados.

  2. Juas,que tontería: como si alguien creara de la NADA, se nota que no has diseñado nada en tu vida, la creación desde 0 la hizo Jesús, ya sabes jesucristo 😉

  3. La contrapublicidad no simplemente revienta anuncios ya hechos, las posibilidades son infinitas. Es una herramienta. Supongo que no todo lo que se hace es arte, pero SÍ creatividad.
    En mi opinión el “arte” está en no “arremeter con los cuernos despiadadamente”
    sino sutilmente pero agrediendo.
    Y creatividad, existe siempre (estoy de acuerdo con Pepón)
    Y además animo a tod@s a hacer sus trabajos y ponerlos en la red.

  4. De acuerdo con Aitor y con Pepón, pero en ocasiones, la contrapublicidad es publicidad en si misma, una marca que se le acaba el tirón y que ya no esta de moda, derrepente empieza a estar otra vez en pecho de todos, o por lo menos hay alguien que habla y comenta y que por asociación muchas veces y debido a lo rapido que vivimos nos quedamos con lo que conocemos y no recordamos aquello que hemos visto una vez y que nos hace gracia. Y a crear que son 2 dias.

  5. Bueno la contrapublicidad me parece un medio (ironicamente) publicitario favorecedor para ge
    para poder generar, despertar fomentar o simplemente hacer ruido en la sociedad
    ofreciendo y replicando consciencia critica e nuestra sociedad yo estoy a favor y emprendo m
    mi tesis dentro de este tema.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *